Sobre nosotros

NidittoPiu

Nuestro objetivo es que todos los loros “domésticos”, tengan una buena calidad de vida. Y solo podremos lograrlo si apoyamos a las personas que cuidan de ellos (es decir, ¡A TI!)

Por eso siempre estaremos aquí para dar respuestas a vuestras preguntas, y buscar solución a vuestros problemas.

Es importante aclarar que no somos veterinarios, ni pretendemos serlo.

Nuestra misión es distinta, y va antes de necesitar a un veterinario: Queremos que sepas cómo cuidar de tu loro en el día a día, para que necesites lo menos posible a un experto en enfermedades. ¡Nosotros somos expertos en salud!

En resumen, somos como ese amigo que tiene loros de toda la vida, y al que acudes cuándo tienes alguna duda. ? Estamos aquí para ayudar.

Nuestra historia

Te presentamos a los dos agapornis con los que empezó toda esta aventura:

Agapornis Pornni de Niditto.Piu

Pornni

Ella es Pornni, nuestra primera agapornis.

Llegó a casa con unos meses de vida, y nunca había convivido con humanos directamente, así que aprendimos juntos muchísimo sobre el proceso de adaptación.

Paso a paso, logramos que nos tuviera la confianza suficiente para acercarse sin miedo, aunque sigue siendo muy cauta.

Agapornis Piu de Niditto.Piu

Piu

Fue nuestro primer agapornis papillero.

Llegó para hacer compañía a Pornni, y con él aprendimos muchísimo sobre cuidar a un papillero, y sobre como juntar parejas con éxito.

Con Piu confirmamos que cada agapornis es un mundo, ya que a diferencia de Pornni, Piu es un valiente, el primero en probarlo todo.

Mar de NidittoPiu

Mar

Aunque quizás me conozcas más como “la de Niditto.Piu” o “la de los agapornis”.

Si tuviera que ponerme una etiqueta, supongo que sería la de “creadora”: Creo contenido para redes sociales, creo nuevas realidades para los loros de las personas que aplican nuestros consejos, y hace ya algunos años, creé Niditto.Piu, un proyecto que cada vez vuela más alto (y del que me siento muy orgullosa).

Si quieres saber un poco más sobre mí, te diré que mi color preferido es el turquesa, que no soy capaz de estarme quieta, y que siempre he pensado que las cosas se aprenden mejor si se cuentan con gracia (aunque, irónicamente, me dan miedo los payasos).